Don Martín fabricó su propia prótesis con madera y tubos de PVC

Es un verdadero ejemplo de superación y deseos de salir adelante.
Mayte Baena
Experience Maker
30.05.2019
Tiempo aproximado de lectura: 55 segundos

BIEN DICEN QUE A LOS mexicanos nada nos detiene y ejemplo de ello es lo que el señor Martín Amaro hizo para salir adelante: fabricar su propia prótesis y, con ello, poder valerse por sí mismo de nueva cuenta.

Una entrevista otorgada por Don Martín a la agencia EFE, nos permitió conocer más de este señor que, luego de sufrir la amputación de su pierna izquierda a consecuencia de un accidente que se complicó por la diabetes que padece, ahora puede caminar con la prótesis que él mismo se fabricó.

Homemade leg

Si conoces un poco del tema, ya debes saber que adquirir uno de estos artículos es muy costoso, debido al material del que están hechos, al tiempo de que cada uno suele ser a la medida del paciente.

“No era fácil (usar la prótesis que él mismo fabricó) porque sentía molestia, pero me fui adaptando porque ésa era mi prótesis, una imitación. Los recursos no habían y salían bien caras, me las daban en más de 20 mil pesos (…) Me decían que no era la adecuada, que tuviera cuidado, y yo sabía, tenía un poco de miedo que se me fuera a quebrar, no estaba muy confiado”, relata Don Martín. 

Utilizando tubos de PVC, Martín Amaro hizo una prótesis para su pierna amputada./FOTO: EFE

En voz de su fabricante

Don Martín relató a la agencia española de noticias que, al salir del hospital con la pierna amputada, fue muy difícil hacerse a la idea de pasar el resto de sus días en una silla de ruedas, sobre todo porque siempre se consideró una persona “movida”.

Tomando en cuenta el alto costo de estos artículos ortopédicos, el señor Martín explicó que se dedicó un tiempo a observar las prótesis de otras personas y prestó mucha atención a la forma que éstas tenían. Así, y con la ayuda de tubos de PVC y madera que tenía en casa, comenzó a fabricarse la suya.

Por ello, cuando la inspiración le vino, no dudó en fabricarla con mucho ingenio y, una vez terminada, comenzar a perder el miedo a caminar con la ayuda del artículo hecho por él mismo.

“Tenía material ahí guardado y más o menos me fijé en una persona que pasó con prótesis y me di una idea. Con lo que tenía, lo saqué y empecé a ver; encontré un pedazo de tubo de cuatro pulgadas que fue lo que casi casi estuvo a mi medida de muñón (…) Me hice un amarre, me puse un tenis y ya me paraba con los dos pies, ya no hacía uso de las muletas”, explica.

Ayuda a más ciudadanos

Al tener el material en casa, el fabricar sus propia prótesis le llevó una inversión de $4 dólares, que son $77 pesos aproximadamente, y dado que para él ha sido funcional, incluso ha recibido peticiones de otras personas.

“Después hice más de 10. De diferentes estados de la República me hablaron y yo les comentaba, primeramente, que era de PVC, que no era original, y hubo unos que sí, pues, aceptaban”.

No todo es alegría

Aunque el tener una prótesis que le permite no sólo caminar, sino también trabajar en una casa ayudando a las labores de jardinería y hasta limpiando la alberca, los doctores aseguran que con el uso de este aparato rudimentario Don Martín podría afectar más su pierna al romper vasos sanguíneos que, a su vez, le provoquen amputar otra parte de su extremidad izquierda.

Esperamos que eso no ocurra y que, a pesar de las dificultades económicas que lo orillaron a crear su propia prótesis, el mexicano Martín Amaro siga disfrutando del acto de caminar de nueva cuenta o pronto consiga ayuda para obtener una prótesis original.

¿Ya nos sigues en Facebook? Ahora puedes periplear desde tu móvil y no perderte nada de nuestro contenido con estos sencillos pasos:
1 visitas hoy